Turismo y patrimonio histórico en Sierra de Gata

Deja un comentario

23/02/2014 por Josél López

ARTÍCULO PUBLICADO EN SIERRA DE GATA DIGITAL EL 17/02/2014

 

A finales de la primavera de 2007, y aprovechando las posibilidades de investigación bibliográfica que comenzaba a ofrecer el servicio de búsqueda en libros de Google, di con la curiosa historia de Fray Pedro Panto que, resumidamente es la siguiente:

José Pedro Panto nació en Valverde del Fresno, Cáceres, en 1778; se hizo franciscano y viajó a México D.F. en 1803 donde permaneció  en el Colegio de San Fernando hasta 1810; ese año, a punto de comenzar la Revolución en México, fue enviado a la Misión San Diego, en California.

Al llegar a San Diego, se le encomendaron dos trabajos principales: construir un nuevo canal de suministro de agua y, levantar el edificio principal de la Misión, que había quedado totalmente destruido tras el terremoto de 1803. Evidentemente él no los ejecutó con sus propias manos, o, si lo hizo, fue con la ayuda de un buen número de indios Dieguinos a los que intentaban evangelizar. Fray Pedro fue casi con toda seguridad el responsable del diseño de la fachada de la Misión de San Diego y así consta en los archivos históricos de la Misión de San Diego.

Durante la ejecución de esta obra, en noviembre de 1811, Fray Pedro sufrió un intento de envenenamiento por parte de su “indio cocinero” llamado Nazario, que vertió hierbas de escoba amarga en su sopa. Nazario terminó confesando su culpa en el que fue el primero proceso judicial por envenenamiento de América del Norte. Todo el asunto fue plasmado con todo lujo de detalles por el historiador George Bancroft en su obra “History of California“. Llama la atención la severa disciplina física que aplicaba Fray Pedro a los indios y que posiblemente fue la consecuencia de su envenenamiento. También recoge, curiosamente, su obsesión por la comida: Según el testimonio de Nazario, Panto canturreaba las palabras “merenda, merenda…” (En A Fala) y, si no obtenía inmediatamente comida, se liaba a latigazos con el pobre indio.

Causa o no del envenenamiento, a los 6 meses, el 12 de Junio de 1812, Fray Pedro fallece tras una agonía larga y dolorosa. Su muerte coincide exactamente con el fin de las obras de la Misión. Su entierro, el 2 de Julio, se simultanea con la inauguración del edificio. Se puede decir que aguantó hasta ver acabada su última obra.

La historia es realmente curiosa y mucho mas larga. Su investigación no está conclusa; aún hay muchos puntos y documentos por indagar (algunos verdaderamente inquietantes).

Ciertamente no he conseguido que la historia de nuestro paisano cale demasiado en el imaginario histórico de Valverde mas allá de alguna charla anecdótica de bar. Intenté sin éxito dar una conferencia hace un par de años (coincidiendo con el 200 aniversario de su muerte) sin obtener por parte de las instituciones mas que consejos para que no lo hiciera por el poco interés que despertaría entre los paisanos tan aburrido tema en plena época estival y de festejos.

Así, un poco frustrado, suelo pasear mis silencios misioneros por las calles de Valverde imaginando los devenires del José Pedro Panto jovencito por los pocos rincones del pueblo que aún permiten, visualmente, remontarse a los años en que lo habitó. Siempre imagino una estatua suya en algún lugar emblemático como la hay en muchos otros lugares recordando las hazañas épicas de algún convecino aventurero.

Desde hace tiempo, al pasar por la Plaza Mayor, siempre percibía algo que me inquietaba. Nunca llegaba comprender la causa de tal desasosiego que, siempre, se veía interrumpido con la amable charla con algún vecino. Y, así, a “otra cosa mariposa” y la sensación de misterio desaparecía.

Fue la semana pasada, frente a la pantalla del ordenador, cuando, contemplando el fantástico Tour Virtual de Sierra de Gata del gran fotógrafo Piti García, entré en el correspondiente a la Plaza de Valverde y en concreto al edificio del Ayuntamiento. Reparé en el perfil curvado, realzado por la reciente pintura en rojo y, entonces lo vi…

HAY UNA ASOMBROSA COINCIDENCIA ENTRE LA FACHADA DE LA MISIÓN DE SAN DIEGO Y EL EDIFICIO CONSISTORIAL DE VALVERDE.

panticas

Las proporciones, las curvas del remate superior, el remarque del filo, son increíblemente parecidos. La única diferencia es la cúspide, en el caso del Ayuntamiento rematada por la campana, pero que también se repite en la Misión en el campanario anexo de la izquierda.

La coincidencia no pasaría de ser anecdótica si no fuera porque el responsable de la fachada de la San Diego Old Mission era de Valverde del Frente y el Ayuntamiento es uno de sus edificios mas emblemáticos.

La primera teoría que se le viene a uno a la cabeza es que Fray Pedro, mas experto sermones que en construcciones, decidió repetir en San Diego uno de los edificios mas emblemáticos de su lejano pueblo natal que, sabía, no volvería a ver. Un edificio que conocía y recordaba. Era, por otra parte, costumbre entre los misioneros reproducir en el Nuevo Mundo lo que habían dejado atrás ,imitando arquitectura y bautizando pueblos, ríos y lugares con los nombres de su entorno geográfico natal. Desde luego, así lo hizo con la presa y el canal de abastecimiento de agua, aún hoy visitables y que reproducen exactamente las acequias, depósitos de contención y el azud que, copian al milímetro la forma constructiva y tipología de los múltiples existentes en Sierra de Gata.

Por otra parte, la tipología constructiva de ambos edificios, sin ser absolutamente peculiar (ya que se encuentran otros muchos ejemplos parecidos), no son ni mucho menos habituales ni en las construcciones civiles de Sierra de Gata, ni en el resto de las misiones de California. Esas curvas de la cumbrera, tan parecidas, y distantes entre si mas de 9.000 Km, no pueden ser fruto de la casualidad, máxime, siendo su autor un valverdeiru.

No quiero ocultar que existen un par de hechos contradictorios con este argumento: la fecha de construcción del actual consistorio es 1861 (casi 50 años después de la muerte de Panto) según consta en su propia fachada y, los primeras fotografías que tenemos del Ayuntamiento (1900 aprox.) muestran una cumbrera recta y tosca en manufactura de piedra seca. No obstante, ninguna de estas dos circunstancias descarta completamente la hipótesis que manejo, ya que, por ejemplo, también la Sierra de Gata sufrió el brutal impacto del “Terremoto de Lisboa” (1775) con devastadores efectos justo tres años antes de embarcar Panto hacia Las Américas y, al igual que se destruyó parte de la Catedral de Coria matando a muchos paisanos, pudo haber destruido el consistorio original que, precisamente, intentó reconstruir Fray Pedro un poco mas lejos y para reparar el daño causado por otro seísmo y que, a su vez, pudo haber sido reconstruido en Valverde por idéntica causa.

De no ser así, que tiene cierta lógica, el asunto sería aún mas sorprendente y entraría en la casuística que los sajones denominan “serendipity” y aquí “chiripa”. Una casualidad que va mas allá de lo comprensible. ¿O acaso que, el responsable de la fachada del actual Ayuntamiento reprodujera casi literalmente la fachada mas famosa levantada por un valverdeño sin tener conocimiento de ello no entra en los oscuros territorios de las fenomenales coincidencias cuánticas?

Para muchos de los serranos y sus responsables, el cuidado del patrimonio histórico no alcanza ni siquiera la categoría de cuestión teórica. Si se comparan las inversiones en edificios multiusos, pistas de paddle o británicas rotondas, con el actual estado de joyas de nuestro patrimonio como el Castillo de Trevejo, el convento de Nuestra Sra. de Motecelli en Gata, el Monasterio del Espíritu Santo en Hoyos, la Torre del Castillo de Eljas, el poblado de Salvaleón en Valverde, puentes, calzadas, tumbas antropomorfas, dólmenes, chafurdones, molinos y mil construcciones mas que salpican nuestras Sierra, se puede comprobar que el desprecio, el abandono y la falta de sensibilidad en este sentido es pasmosa. No se si alguien se ha parado a pensar, que, independientemente de la vergüenza torera de mantener nuestro patrimonio histórico, una adecuada y no necesariamente costosa “puesta en escena” de esos elementos patrimoniales, multiplicaría por 10 el éxito turístico de nuestra Comarca, y por ende, de la economía serrana. Nuestro vestigios históricos tienen un increíble potencial turístico. Sólo hay que ver el éxito de visitantes de la pedanía de Trevejo tras un mínimo y a todas luces insuficiente adecentamiento de su castillo.

Al contrario, para los americanos, su patrimonio histórico (en parte por su escasez y en parte por el profundo patriotismo que profesan) es uno de sus mas preciados tesoros. Y lo es hasta el punto de que se encuentran especialmente catalogados, protegidos y cuidados como parte de su “National Registered Historic Landmark”. Dentro de esos hitos protegidos, catalogados y tremendamente visitados por turistas se encuentran las dos obras de nuestro paisano de Valverde: la Misión de San Diego y el antiguo sistema de contención y distribución de agua anexo a la Misión.

No me cabe la menor duda de que, para los ciudadanos de San Diego, visitar las raíces de su historia ,aquí en Sierra de Gata, y ver entre otras muchas cosas una réplica casi exacta de su querida Misión, sería altamente gratificante y atractivo. Podría hacerse; por alojamientos casi desocupados no sería, pero, para ello sería necesario poner en marcha una nueva forma de entender nuestro patrimonio, nuestro paisaje, nuestra economía y nuestro turismo. El verdadero amor por la Sierra debería pasar por la puesta en valor, el disfrute y, por que no, la rentabilidad de nuestro riquísimo patrimonio histórico.

¿Quien iba a pensar que el Ayuntamiento de Valverde albergara un misterio histórico internacional y que la Sierra de Gata podría ser la recreación histórica de las raíces de California?

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: